MINDFULNESS YOGA 
es una integración de tres elementos: Hatha Yoga, prácticas basadas en el Satipathana Sutta y cultivo de actitudes que forman los cimientos del mindfulness.

El Hatha yoga es la práctica de posturas conscientes. Desarrollan integración, equilibrio y experiencia de totalidad. Practicamos las posturas con concentración, precisión, alineación y respeto de la biomecánica del cuerpo.

El segundo componente del mindfulness yoga es la aplicación experiencial del Satipathana Sutta. El satipathana sutta es un discurso del Buda, llamado “los cuatro fundamentos de la atención plena” o bien,  “las cuatro formas de establecer un estado de mindfulness”. Mindfulness es atención plena, la unión de conciencia y amor, dirigidos a la experiencia del momento presente, recibido tal como es. El Satipatthana Sutta explica cómo orientar esa atención plena al cuerpo, los sentimientos, la mente y los fenómenos.

El tercer componente del mindfulness yoga es el cultivo de actitudes específicas que forman las bases del mindfulness,  y que indican el cómo de la práctica. Algunas de las actitudes son: aceptación, curiosidad, esfuerzo justo, ecuanimidad, etc.

La finalidad del mindfulness yoga es el cultivo de la lucidez, la libertad, la paz y la felicidad verdadera. Dentro y fuera del mat.

"Nuestra  cita con la vida está siempre presente en el momento. Si no estás acá para la cita, perdés tu vida. ¿Y no es así como se siente la mayor parte del tiempo? No podés vivir en el pasado. Se fue. No podés vivir en el futuro. Todavía no está acá. Y si no estás poniendo atención a lo que está sucediendo ahora mismo, quedás barrido fuera del presente, y perdés tu vida, acá mismo, ahora mismo” (Poep Sa Frank Jude)